H I M I N A M


Marina Germaïn

(Seudónimo de Pauline Le Roy)

Prólogo de Maricel Mayor Marsán

Miembro Correspondiente, Academia Norteamericana de la Lengua Española

EL UNIVERSO PERSONAL DE MARINA GERMAÏN


Portada del libro HIMINAM, Marina Germaïn (Seudónimo de Pauline Le Roy)

Todo libro de poesía encierra un misterio o una causa determinada que mueve al poeta a descargar sus ansias, instintos, desvelos, amores, desamores, tendencias místicas, realidades circundantes, influencias cercanas o figuraciones míticas que conforman su estro poético. En el caso del poemario Himinam de Marina Germaïn, los factores aleatorios en su poesía beben de la fuente del espacio sideral, dejando al descubierto una tendencia a identificar su vida en relación a los dictámenes del universo.

Himinam es un poemario lleno de elementos cósmicos, donde la naturaleza se conjuga con el yo interior de la poeta. Sin convertirse en un libro estrictamente biográfico o de figuración mítica, su poesía se puede calificar en función de la capacidad alucinatoria de la palabra que posee la autora. Para conseguir esto, Marina Germaïn deja fluir sus funciones sensoriales y extra sensoriales cuando escribe sus versos, sin vacilaciones ni rejuegos utilitarios del lenguaje. Cada palabra que fluye se convierte en un instrumento preciso para manifestar su intensidad interior y conjugar sus necesidades es vivenciales con el creador magnífico, tal y como ella lo percibe. Incluso, la autora recurre a ciertos neologismos que con licencia poética se atribuye, para así expresar el motivo argumental del poema donde los saca a relucir.

La autora nos advierte al comienzo del libro que Himinam es una voz celta que significa "cielos" y nos entrega un poema inicial, sin título, que intenta recordamos que solamente debemos agudizar nuestro sentido auditivo, para escuchar lo que ella ya ha escuchado anteriormente y que ahora nos trasmite en su poesía. La poeta nos invita e insiste en llevarnos de la mano, con el ritmo de sus versos, a presenciar v escuchar el gran espectáculo de la creación.

La mayoría de los poetas suelen crecer al fragor de su propia poesía y del intercambio con la poesía de sus contemporáneos y la lectura de los clásicos de todos los tiempos. La totalidad de un poeta se conforma considerando el conjunto de su escritura. En el caso de Marina Germaïn, el uso de metáforas frescas y recursos lingüísticos innovadores contribuyen a que Himinam, su segundo libro de poesía, constituya un ejemplo de crecimiento y madurez en su quehacer poético.

Marina Germaïn es una poeta de fina producción, cuidadosa de la calidad estética de su poesía y de la temática que ha escogido a lo largo de su libro, donde las referencias históricas, religiosas o literarias que se entrelazan en sus versos, algunos existenciales y otros sustancialmente alegóricos, nos sugieren una lectura plena.


Maricel Mayor Marsán.

Marina Germaïn, Seudónimo de Pauline Le Roy

Marina Germaïn, Seudónimo de Pauline Le Roy. Foto de Raúl Álvarez Vázquez, 2011

Este sitio se encuentra en permanente desarrollo y actualización,
vuelva pronto a visitarnos y podrá ver más actividades e informaciones culturales.